Cómo ser árbitro de fútbol

Uno de mis primos desde siempre ha soñado con ser árbitro de fútbol. Sí, como lo oyes. Todos los niños quieren ser futbolistas y él desde pequeño ha optado por ser colegiado. Cada vez que le preguntaban qué quería ser de mayor, él lo tenía claro. ¡Y lo ha conseguido! Hace poco debutó en partido oficial y por ello, a modo de homenaje a su sueño cumplido, quiero redactar este post.

Cómo ser árbitro de fútbol

Compatible con la vida laboral

Si te atrae el fútbol, pero no se te da demasiado bien o no te apasiona jugarlo, quizás tu sitio esté en el arbitraje. Los árbitros son una parte fundamental del fútbol, ya que son los encargados de hacer que se cumplan las normas. Si te llama la atención desempeñar esta función, lo primero que tienes que hacer es informarte de dónde puedes hacer el curso para sacarte el título. Lo normal es que sean los comités técnicos de árbitros de las federaciones de fútbol autonómicas las que oferten los cursos. Suelen ser cursos de tres meses de duración en los que se aprenden todos los aspectos necesarios para poder arbitrar un partido.

Una cuestión importante es que los árbitros no tienen dedicación plena al arbitraje, es decir, cada uno tiene su trabajo y los días de partido arbitran.

Necesitas cumplir unos requisitos

Si estás decidido a ser árbitro, debes saber que hay una serie de requisitos que tienes que cumplir para poder hacerlo. En primer lugar tienes que ser mayor de 14 años y menor de 25. Además, no puedes tener ficha de ningún tipo en ningún equipo de fútbol. También debes pagar una cantidad simbólica (unos 10€ más o menos) para tener derecho a examen. Si cumples estos requisitos en principio ya puedes apuntarte sin problemas al curso.

Sin embargo, existen requisitos físicos para poder ser árbitro y debes pasar unas pruebas físicas eliminatorias para conseguirlo. Son pruebas de resistencia y de velocidad y están divididas por sexo. Las mujeres tienen debe completar 6 series de 40 metros en menos de 8 minutos y 15 segundos y después hacer 2000 metros en menos de 9 minutos y 45 segundos. Por su parte, los hombres tienen que correr 6 series de 40 metros en menos de 6 minutos y 5 segundos y después completar 2000 metros en menos de 9 minutos.

¿Te animas a ser árbitro?

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*