Llevar a tus hijos a un campamento urbano

Entiendo perfectamente el dilema que se te plantea como padre o madre cuando llega el verano y los niños terminan el colegio: y ahora ¿qué? ¿Dónde se quedan los niños mientras tú trabajas? Pues bien, yo te propongo una de las mejores alternativas que he encontrado.

Llevar a tus hijos a un campamento urbano

La idea de un campamento puede ser perfecta, en ellos los niños hacen actividades nuevas, deportes divertidos, pasan horas disfrutando del verano y están 100% entretenidos. ¿El problema? Que no todos los niños quieren pasar mucho tiempo fuera de casa o que tú mismo echas de menos a tus hijos cuando estás tiempo separado de ellos.

La mejor alternativa para el verano

Por eso te voy a hablar de los campamentos urbanos, la alternativa que existe entre el colegio y los campamentos fuera de casa 15 días. Tus hijos llegan sobre las 8 o 9 de la mañana al colegio y hacen actividades durante todo el día hasta que vas y les recoges sobre las cinco de la tarde.

Algunas de estas actividades pueden ser talleres de manualidades, piscina, excursiones al campo, cine, dinámicas de grupo, actividades en inglés, deportes… Además de desayunar, comer y merendar antes de ir a casa. ¿Qué más se puede pedir?

Es una brillante idea para pasar las tardes y los fines de semana con los niños y que estén entretenidos y divirtiéndose mientras estás trabajando. Para los niños siempre es una experiencia fantástica y muy gratificante que recordarán siempre. Mis hijos ya fueron el verano pasado y este año me han dicho que quieren repetir.

Además, los niños hacen amigos nuevos fuera del entorno del colegio. Las edades de los niños que pueden acudir a este tipo de campamentos suelen estar entre los 3 y los 13 años.

Trato muy personal e información diaria

 Además, otra de las ventajas es que tendrás contacto diario con los monitores y el coordinador del campamento, por lo que te informarán de todo lo que los niños van a hacer, tanto de las actividades como lo que comerán cada día. Por lo menos esto es muy importante para mí, porque me quedo mucho más tranquila.

No te lo pienses más y busca información sobre los campamentos de verano que hay en tu barrio, los niños te lo agradecerán por haberles hecho participar en una experiencia tan enriquecedora y sobre todo ¡libre de deberes y mochilas!

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*