Plan de playa también en invierno

Cada vez son más las personas que se apuntan a plan de playa también en invierno, sobre todo si tienen la suerte de vivir cerca del mar. Personalmente es una de las experiencias slow que más práctico, que más me fascina y que he acuñado como slowplaya. Aire puro, la infinidad del horizonte, el sonido del mar, la tranquilidad,… Obviamente el tiempo seguramente no nos acompañará en estas fechas, aunque hasta en otoño e invierno, a veces aparecen esos momentos que nos alegran las largos días de esta época del año. Son pocos, pero cuando llegan los aprovecho a tope.

IMG_20170906_140731726_HDR

Pero os confieso que a mí me encanta ir cuando el mar saca su lado más salvaje. Es más fácil sentir la fuerza de la naturaleza y te sientes parte de la playa, como si te perteneciese, con permiso de los surfistas. Estas ahí tú sola con la inmensidad del mar, ¿hay algo más mágico y bonito?

20171109_160459

Hay días que cuando no puedo más, no veo salida a mis problemas y lo veo todo negro, me receto una sesión de slowplaya. Y os aseguro que funciona. Si además eres de esos valientes que se atreve a quitarse los zapatos, ¡enhorabuena! Los beneficios son mucho mayores.

 

20171129_124451

¿CUALES SON LOS BENEFICIOS DEL MAR PARA LA SALUD?

– EN TU CUERPO:

  • Todos hemos odio alguna vez que caminar sobre la arena es bueno, pero ¿por qué? La respuesta está en que amortigua el impacto de la pisada y refuerza articulaciones, huesos y musculatura.
  • Si nos animamos a pasear descalzos, con cuidado de no coger frío, eso sí, sabed que el pie es una de las zonas del cuerpo con mayores terminaciones nerviosas, al estimularlos conseguiremos infinidad de beneficios.
  • El yodo, el sodio y otros minerales del agua del mar, en contacto con la piel y con nuestros pulmones favorecerán la cicatrización de heridas, la eliminación de toxinas y la regeneración celular. Es aire puro en su máxima expresión.
  • Si olvidarnos que pasear por la arena ayuda a perder peso.

20171206_180841-EFFECTS

– EN TU MENTE:

Los beneficios también se notan a nivel emocional, quizás la parte más desconocida de las bondades del mar, pero que si nos ponemos a pensar, seguro que la hemos notado en más de una ocasión:

  • El movimiento del mar y su oleaje origina ondas alfa en nuestro cerebro que nos ayuda a relajarnos y concentrarnos mejor, y quizás lo más importante hoy día que estamos hiperconectados, nos ayuda a desconectar.
  • Nos hace ser más creativos, si tienes un problema y no le ves solución, paseando por el mar las cosas se ven con más claridad.
  • En el entorno que nos movemos repleto de electrodomésticos, nos cargamos de iones positivos que nos restan energía. Como nos afecta la contaminación en nuestra salud. En cambio el mar nos llena de iones negativos, que nos ayudan a recargarnos, favorecen la relajación y aumenta la producción de serotonina, una sustancia que esta presenta en las neuronas y que produce sensación de felicidad.

IMG_20170920_133535882_HDR

20171123_144419_LLS

No hay excusas, un paseo por la playa o la costa es siempre una buena idea, ya sea invierno o verano. Nos ayuda a llevar una vida slow plena.

 

2 comentarios sobre:
“Plan de playa también en invierno”

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*