Semillas de chía: el superalimento idóneo para adelgazar

Las semillas de chía (Salvia Hispánica L.) están conquistando los corazones de personajes famosos y anónimos ávidos de poder disfrutar de sus extraordinarias bondades.

Si quieres bajar de peso, pocas formas tan naturales encontrarás como la de incluir en tu dieta diaria este maravilloso superalimento que te ayudará a mantener a raya esos incómodos kilos de más con muy poco esfuerzo. Teniendo en cuenta que además con ellas regularás también tus niveles de colesterol y podrás prevenir diversas enfermedades, su éxito está asegurado.

Además, esta maravilla vegetal es a la vez muy recomendable cuando, al mismo tiempo, se están consumiendo productos de dieta, dado que la chía tiene una capacidad saciante y supresora del apetito muy interesante, que no solamente te ayudarán a conseguir esta finalidad sino también a obtener una dosis extra de vitaminas y minerales que te ayudarán a afrontar mucho mejor el día.

¿Realmente se puede adelgazar con semillas de chía?

semillas de chía para adelgazar

Esta planta, muy valorada por sus propiedades nutricionales y considerada fuente, entre otras muchas sustancias de Omega 3, ayuda en gran medida a la quema de grasas, haciéndonos bajar de peso y ello porque sus semillas:

  • - Tienen la capacidad de acelerar el metabolismo, quemando principalmente las grasas que se localizan en abdomen y cintura
  • - Combaten la celulitis y previenen el envejecimiento prematuro, siendo además antiinflamatorias
  • - Con ellas moderarás tu apetito, de manera que adelgazarás con menor nivel de esfuerzo
  • - Regulan el intestino y su elevado contenido en fibra lucha por paliar los síntomas del denominado “intestino perezoso”
  • - Gracias a su efecto es más sencillo poner fin a la ansiedad, por lo que es un relajante que aconsejan muchos nutricionistas
  • - El poder ser consumidas tanto en tus platos predilectos como en zumos y otras bebidas ayuda a su inclusión en tu dieta
  • - Si te decides a hacer un delicioso gel de chía, bastará con que lo conserves en frío y disfrutes de su dulce sabor a nuez

Recuerda que las semillas de chía son de muy fácil digestión dado que sus nutrientes se asimilan por el organismo muy rápidamente. Una auténtica exquisitez  que va a encantarte.

Chía y zumo de limón: un potente adelgazante

chía con zumo de limón

Igual ya has escuchado hablar de las virtudes del agua de chía con limón. Además de ser una bebida rica y enormemente depurativa, puede aportarte gran cantidad de antioxidantes favoreciendo así la pérdida de peso.

Que la chía esté presente en la dieta de muchas personas no es una casualidad. Su particular sabor a nuez junto a su alta concentración en nutrientes, hacen de ella el alimento ideal que seduce a todo el que lo prueba. Si quieres potenciar sus efectos, tómala mezclada con agua que habrás enriquecido con limón.

Prepararla no puede ser más simple:

Ingredientes:

  • - 1 cucharadita de semillas de chía que equivale a 5 gramos
  • - 1 vaso y ½ de agua que equivalen a unos 300 mililitros
  • - 1 cucharada de miel que equivale a unos 25 gramos
  • - 1 limón

Elaboración:

Deja en remojo la cucharadita de chía junto con medio vaso de agua una hora. Con ello no solo lograrás reblandecerla sino también formar el popular gel que con esta semilla se obtiene.

El siguiente paso será que extraigas el zumo del limón, que mezclarás con el vaso de agua restante. Finalmente, mezcla el agua con zumo de limón junto con el agua en el que la  chía ha dado lugar al gel.

Para esta labor puedes ayudarte de una batidora, incluyendo también  la cucharada de miel y déjate sorprender por un sabor que cautiva a todos los paladares.

El mejor modo de tomar esta nutritiva y saludable bebida a base de agua con chía es haciéndolo cada mañana en ayunas. Si lo que quieres conseguir es cuidar tu organismo a la par que pierdes peso, encontrarás pocas maneras tan formidables para lograrlo.

¿Por qué se pierde peso con esta mezcla?

La respuesta no se hace esperar. El binomio semillas de chía-limón es una pareja que funciona y ello porque la conjunción de ambos alimentos aporta a nuestro organismo saciedad y nos regula el apetito.

El hecho de que el agua de chía con limón deba tomarse en ayunas obedece a que es ideal comenzar una buena jornada  con un desayuno idóneo. Si no solo buscamos encontrarnos bien nutridos sino adelgazar, esta mezcla será para nosotros “mano de santo”.

Como el buen saciante que es, su objetivo es que si las tomamos acompañada de  un desayuno variado y equilibrado, no tendremos necesidad de picotear nada entre horas, pudiendo esperar con tranquilidad a la hora del almuerzo.

Así las cosas, no dejes de probar semillas de chía, un producto totalmente natural que te depurará como ningún otro.

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*