¿Cuándo debemos ir al Psicólogo?

Hola Positiv@s!!

Pixabay

Pixabay

¿Aún sois de los que pensáis que ir al psicólogo es de locos?

Hoy en día, no deja de ser un chascarrillo. Sin embargo, para muchas personas aquí, en España sigue siendo una creencia que ellos interpretan como real, y no por ello deja de ser errónea.

Si descomponemos etimológicamente el significado de la palabra Psicología, Psico proviene del griego Psiquè, que significa mente, alma… mientras que -logía deriva del griego Logos, el cual significa ciencia. Por tanto, la Psicología es la ciencia que estudia la mente humana y su funcionamiento.

La Psicología tradicional, hasta hace pocos años, estudiaba qué es aquello que no funciona… por qué nos encontramos tristes, por qué desarrollamos trastornos, por qué no gestionamos bien nuestras emociones… y cómo paliar el malestar.

Allá por el año 1998 aproximadamente, algunos Psicólogos como Martin Seligman, Chris Peterson o Mihaly Csíkszentmihályi comienzan a investigar sobre la Felicidad… ¿por qué hay personas que, sin haber recibido entrenamiento específico, gestionan sus emociones de manera óptima? ¿Por qué hay personas que experimentan Bienestar con facilidad? ¿Podemos replicar esas prácticas que esas personas utilizan de manera natural en personas que no tienen esa tendencia, teniendo un resultado exitoso?

Veinte años después, los psicólogos y psiquiatras disponemos de diversas herramientas validadas por investigaciones científicas en universidades de todo el mundo para ayudar a nuestros clientes a saber cómo estar bien, que es diferente (y complementario, no sustituto), de cómo dejar de sentir malestar.

De acuerdo, hasta ahí bien. La Psicología tradicional ha estudiado y estudia cómo podemos hacer para dejar de sentir malestar…depresión, ansiedad… y la Psicología Positiva se incorpora cuando el ánimo está estabilizado, y aporta herramientas para aprender a gestionar una vida con mayor presencia de emociones positivas, relaciones positivas, mayor consecución de objetivos… Juntas, funcionan mejor :)

CuandoIrAlPsicologo_1

Vamos con unos tips que me ayuden a decidir si necesito ayuda profesional:

- Muy importante, si durante un tiempo prolongado estoy experimentando un malestar intenso que no puedo gestionar yo sol@.

- Si tengo pensamientos intrusivos (aquellos que no puedo evitar), que incluyen ideas en las que no tenga ganas de vivir o sienta agresividad hacia mí mism@.

- Cuando necesito un punto de vista externo objetivo e imparcial sin sentirme juzgad@.

- Estoy en una época de mi vida en la que no me falta de nada… tengo trabajo, amigos, familia… sin embargo, experimento un vacío existencial por el cual, nada me satisface.

- Si experimento ANHEDONIA -falta de placer y ausencia de dolor-. Es decir, todo me da igual. Es importante pedir ayuda porque la anhedonia es el antecedente a la depresión si no se gestiona a tiempo.

Marta, y si mi vida está bien, pero quiero conocerme mejor? Quiero potenciar mis fortalezas, mejorar mis relaciones, llevarme mejor conmigo mism@, identificar mis valores, saber cómo tomar decisiones, poder comunicarme de una manera más positiva con los otros, saber qué quiero en mi vida y qué NO quiero…  también puedes venir al psicólog@

El profesional te brindará un espacio de desarrollo personal, totalmente confidencial y, sin juzgarte, te va a acompañar en ese proceso de crecimiento, ayudándote a potenciar tu mejor opción, recordándote cómo funcionan esas herramientas que tenías en desuso, o simplemente no conocías, para gestionar de manera más eficiente y feliz tu vida.

Pexels

Pexels

Eso sí… ir al psicólog@ no es…

- Escuchar lo que yo quiero oír.

- Que el profesional haga el trabajo por mí, mientras yo le observo de brazos cruzados.

- Salir de la consulta, tras una hora de terapia, con una vida nueva.

- Ir a hablar sin generar acciones de cambio.

- Que el profesional tome decisiones por mí.

Ir al psicólog@ es…

- Aceptar un punto de vista externo, imparcial, que me puede gustar o no, sabiendo que yo soy el que va a decidir qué hago con eso y el que va a tomar decisiones.

- Comprometerme conmigo mismo y con mi propio crecimiento personal, poniendo de mi parte, escuchando con apertura de mente, y aplicando las herramientas que el profesional me recomienda utilizar para implementar acciones de cambio en mi vida.

- ¡Tomar decisiones!

- Saber que se trata de un trabajo compartido, que requiere tiempo. Depende del caso y de la persona… cuanto menos tarde en pedir ayuda, menos trabajo supone mejorar mi vida! A menudo llegan personas a consulta cuando se encuentran en situaciones límite, lo que dificulta y alarga el abordaje. Si mi estado de ánimo es más estable, es más sencillo abordar cambios positivos en poco tiempo. No quieras pisar el acelerador y salirte de la carretera!

En definitiva, el Psicólogo será tu aliado en el objetivo que te marques y te facilitará el crecimiento personal. Como decía el filósofo trascendentalista Ralph Waldo Emerson: “No seas empujado por tus problemas, sé guiado por tus sueños”.

2 comentarios sobre:
“¿Cuándo debemos ir al Psicólogo?”

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*