Descubre el sistema CKB

En el mundo del gimnasio la innovación es constante en lo que a ejercicios se refiere. Cada poco tiempo aparece una nueva modalidad de entrenamiento que se incorpora al amplio abanico de posibilidades de que dispones cuando acudes a un gimnasio.

atrévete a entrenar el CKB

Muchas de estas novedades proceden de Estados Unidos y ese es el origen también del último entrenamiento que he descubierto: el CKB o Cardio Kick Box. Si estás harto de hacer siempre lo mismo pruébalo. ¡Seguro que te gusta!

Combina varias disciplinas 

El CKB se basa en la combinación de varias artes marciales, como el taekwondo, el kárate y otros deportes como el  boxeo, con el aeróbic. Para realizar el entrenamiento de CKB se utiliza la música como un elemento más, llevando a cabo los diferentes ejercicios al ritmo que marca la canción.

Además, debido a la variedad de movimientos que se trabajan en esta modalidad de entrenamiento, aprenderás los movimientos básicos de la defensa personal, ya que ambas tienen el mismo referente en lo que a ejercicios se refiere.

Aunque cualquier persona sana puede practicar el CKB, son clases con una gran intensidad, por lo que es necesario tener una mínima preparación previa. No es aconsejable que lo primero que hagas cuando te apuntes al gimnasio por primera vez sea ir a una clase de Cardio Kick Box. Debido a su gran intensidad, antes de comenzar a practicarlo debes consultar con un médico y hacerte un chequeo para prevenir cualquier posible problema.

Si lo practicas los beneficios serán numerosos

El CKB es una modalidad de entrenamiento en la que en cada sesión se produce un gran consumo de calorías. En una clase estándar de 45 minutos puedes llegar a quemar hasta 800 calorías. Además con el CKB también mejorarás otras capacidades como la fuerza o la resistencia, además de la velocidad de reacción y la coordinación.

Es un entrenamiento muy completo en el que se trabaja todo el cuerpo a la vez. Pronto notarás los resultados sobre tu cuerpo de practicar CKB, por lo que irás con más ganas e ilusión a cada nueva sesión.

Al tratarse de una clase grupal, las clases son más amenas y divertidas, eliminando la monotonía que supone ir tú solo al gimnasio. Y no te voy a engañar, el uso de música en las sesiones de CKB también contribuye a hacer más atractivo este entrenamiento.

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*