Mejora tu autocontrol con el taichi

La práctica de las disciplinas orientales, como el taichi, permite a las personas que lo hacen aprender a controlar tanto su cuerpo como su mente. Para ello, se llevan a cabo una serie de ejercicios que buscan conseguir que las personas sepan lo que hacen en todo momento. Uno de los mayores beneficios que tiene la práctica del taichi es, sin duda, el autocontrol.

beach taichi

El autocontrol no es sencillo de conseguir

¿No sabes qué es el autocontrol? Puede definirse como la capacidad que tiene cada persona para mantener las diferentes situaciones que se producen en su vida dentro de unos límites controlados.

Como casi todo en esta vida, el autocontrol se aprende y se entrena con una serie de pautas y ejercicios que te ayudan a evitar perder los papeles en algunas situaciones. Seguro que alguna vez te has visto en algún momento en el que casi pierdes los nervios por diferentes motivos. Si finalmente conseguiste mantener la calma, te felicito, porque eso significa que tienes autocontrol.

Y es que en determinadas situaciones es muy difícil ser capaz de mantener la mente tranquila y estable, pero con esfuerzo y entrenamiento podrás hacerlo. Una frase muy relacionada con el autocontrol y que seguro que has oído más de una vez es: “es la gota que ha colmado el vaso”. Puedes pensar que eso es una falta de autocontrol, pero algunos estudios recientes afirman que es un cambio en tus prioridades de elección. El autocontrol no tiene un límite a partir del cual ya no eres capaz de mantener tu mente equilibrada. Si entrenas tu autocontrol, este puede ser tan grande como tú quieras.

El taichi es una forma de entrenarlo

El taichi, debido a la naturaleza de los ejercicios y movimientos que se realizan, exige que seas capaz de controlar tu cuerpo y para eso tu mente juega un papel fundamental.

Un aspecto que influye de manera importante en el autocontrol es la respiración. Como ya sabrás, la forma de respirar es uno de los ejes principales de la gran mayoría de las disciplinas orientales, como el yoga, el pilates o el taichi.

El taichi busca que tu cuerpo y tu mente estén en armonía y, para eso, realizas una serie de ejercicios que hacen que tu capacidad de concentración aumente y tu ansiedad disminuya. Los ejercicios de taichi te enseñan a mantener bajo control tus pensamientos para evitar que tu mente se vea superada por los acontecimientos.

Mi madre lleva un par de años practicándolo y la verdad es que sí he notado que sobrelleva mejor ciertas situaciones con las que antes hubiera saltado. ¿A ti también te ha ayudado el taichi a mejorar tu autocontrol?

 

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*