¿Te animas a practicar Reiki?

Pexels

Pexels

Hoy te hablaré del Reiki, que es una práctica que me llama mucho la atención y llevo unos días queriendo compartir contigo. En muchos lugares esta disciplina es considerada como pseudomedicina complementaria y alternativa. Y es que esta práctica afirma encontrar el equilibrio del paciente por medio de la imposición de las manos de quienes lo practican y canalizar la “energía vital universal”.

dale una oportunidad al reiki

El Reiki nació en Japón y tiene beneficios tanto físicos como mentales.  Los expertos hablan de que las hormonas originadas por las glándulas fluyen junto con la corriente sanguínea. Esto hace que aporte al organismo una energía vital en todo tu cuerpo y esto te lleva a una purificación física a todos los niveles. Interesante, ¿verdad?

Refuerza las defensas contra enfermedades

Una de las propiedades que te puede aportar esta disciplina, que a mi parecer es más una de las más relevantes, es la rápida recuperación del sistema inmunológico. Si tomas sesiones de Reiki lograrás una mayor defensa contra posibles enfermedades.

Pero quizás lo más importante de esta disciplina es la fuerza y beneficios mentales que te puede aportar. Te ayudará a aclarar tus ideas y sentimientos, y tendrás más autocontrol y valoración de ti mismo. El Reiki ha ayudado a muchas personas a restablecer el equilibrio emocional y solucionar problemas emotivos. Te ayudará a sacar los sentimientos reprimidos como complemento a la terapia psicológica. Es utilizado como método natural y siempre complementario (que no sustitutivo) a la medicina tradicional,  y es también utilizado con mucho éxito en técnicas de rehabilitación.

Centros de energía de tu cuerpo

Dejando de lado los beneficios psicológicos y mentales, hay que hablar de la energía. La disciplina del Reiki actúa proporcionando fuerza a los centros de energía de tu cuerpo. Toda esta energía se traduce en un aumento probado de vitalidad en cada sesión.

Una última cosa que me llama mucho la atención: existen cinco frases que son los principios fundamentales de la disciplina, para seguirlo como guía moral, espiritual y ética confluyendo todo en el único pensamiento del amor. “Solo por hoy no te preocupes”, “solo por hoy no te enfades”, “honra a tus padres, maestros y mayores”, “gana tu sustento honradamente” y por último “muestra gratitud por todo lo que te rodea”.

Pese a que la práctica del Reiki es recomendada por la Organización Mundial de la Salud es importante que sepas que no puede reemplazar al tratamiento medico en ningún caso. Y tú, ¿te atreves con terapias alternativas y milenarias?

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*